Ir al contenido principal

Tirada simple con Tarot de Marsella y oráculo de cristales




 “- ¿Adónde está mi Abundancia? Le pregunté una vez.
Y la voz me respondió: -Al final de la tormenta.”
 


Comparto esta tirada simple con Tarot de Marsella que complementamos con un consejo del Oráculo de Cristales como tarea de meditación y una afirmación que surge del mismo Tarot. Además, una  sugerencia para acompañar el proceso de la consultante desde la Terapia Floral.

Preguntamos a qué área hay que prestar atención: As de Bastos. 
Surge el tema  de lo que necesitamos vitalizar, motivar, inspirar, incluso lo que conecta con la espiritualidad. La consultante comenta que se siente desganada y desmotivada, falta de energía y de entusiasmo. Se preocupa porque ante el trabajo que tiene que hacer, no tiene energía para encararlo. Lo exploramos con las siguientes cartas.



La Torre – Juicio – Rueda


La Torre sugiere que la mente está jugando un papel preponderante en la creación de su realidad. Este aspecto la ha traído a la crisis o “tormenta” que experimenta actualmente, ha llegado a un punto de inflexión. Cada cambio de paradigmas se vive en forma incómoda y dolorosa, pues conlleva la destrucción de patrones viejos de pensamientos, conductas y creencias y de abandonar necesariamente una zona de confort.. La Torre como primera carta en este consejo le sugiere abrir su mente, flexibilizarse y dejar de resistirse; hay una resistencia que ella misma opone a los cambios que desea realizar en su vida. "¿A qué te aferras tozudamente?" sería una pregunta que haría La Torre. El conflicto que representa aquí es el de “quiero avanzar, pero no quiero cambiar”, provocando mucho desgaste.

El Juicio alienta a tomar el camino de la redención soltando juicios y prejuicios; al hacerlo administrará mejor su energía. Dejar atrás la cáscara de un viejo “yo” es un gran acto de limpieza y purificación necesario para que un nuevo flujo de información llegue y comience a guiarla (y que ya no lo haga la mente tortuosa). Luego de la tormenta sale el sol, y luego de La Torre, El Juicio habla de renovación y restauración, le invita a reencontrarse con su propósito. Es necesario un espacio de reflexión para que recuerde el para qué está donde está y hace lo que hace. Recordarlo es una manera de ponerse de vuelta en su camino.

Hubo un tiempo en que sus viejas versiones fueron útiles y funcionales a quien era, pero ya no, ahora son obsoletas porque está encaminada a otra etapa de su vida. Vale cuestionarse para qué sigue arrastrándolas hasta hoy, qué es lo que en verdad le cuesta afrontar. Las resistencias causan dolor, pero al “aflojar la rienda” permitimos que la Verdad profunda se exprese y sane esos miedos. Es un proceso que requiere de nosotros tan solo nuestro permiso para poder manifestarse, algo simple de decir pero no siempre fácil de hacer porque implica abandonar el control que creemos tener sobre las cosas.

La Rueda impulsa hacia adelante e invita a fluir con los cambios. Evolución es una palabra clave en esta carta, pero es una evolución condicionada a la capacidad de adaptarse a esos cambios. En resumen, la vitalidad y motivación que busca dependen de cambiar un "chip", de una profunda limpieza interior y de respetar sus tiempos.

El consejo  de la tirada es orientarse a una visión superior, menos estrecha, y no intentar controlarlo todo. Dar un margen para incorporar la inspiración, la creatividad y la espontaneidad a sus proyectos, dejarse guiar y relajarse un poco respetando los ciclos internos y asimilar así cada etapa. Confiar en la voz del cuerpo y en la voz del alma, en ellos también hay sabiduría.

Una afirmación para incorporar a la vida diaria:
“Abandono viejas creencias y prejuicios. Confío en mi capacidad de renovarme. Fluyo con los ritmos de la vida. Soy vitalidad y movimiento.”

Para meditar. El cristal sugerido por el oráculo para acompañar esta tirada es Zafiro, 'El renacimiento':

“Las crisis son sucesos naturales entre la quietud y el movimiento, entre la calma y los acontecimientos; y éstos aproximan las respuestas necesarias para la superación de uno mismo con revelaciones e inventivas para la auto-creación. A veces los cambios y movimientos son dolorosos, pero si nos resistimos a ellos duelen aún más. El cambio y el renacimiento van de la mano, de uno depende que la renovación sea lo que esperamos, aunque si nos negamos al cambio, igual habrá movimiento, pero el renacimiento no se dará en las mismas condiciones que cuando hay apertura y aceptación.
Es fundamental atraer nuevas vibraciones para no aislarte ni endurecerte, de nada sirve seguir sosteniéndolas. Tu mundo ha cambiado, adáptate a él, tienes mucho por conquistar.”



Desde la Terapia Floral del Dr. Bach hay esencias que pueden ser muy útiles para acompañar, por ejemplo: White Chestnut para el rollo mental que crea distorsión y carga (lo que pensamos o creemos acerca de algo, puede motivarnos o desmotivarnos), Hornbeam y Olive para restaurar física y mentalmente,Wild Oat para dar dirección y enfoque, actuando como bisagra,Walnut para adaptarse al proceso de cambio que se impone. Honeysuckle por el apego al pasado, Scleranthus por lo cíclico de este estado, Star of Bethlehem, ya que Juicio y Rueda son cartas que pueden contarnos que el bloqueo que siente la consultante se ancla en algún suceso remoto que aflora ante los cambios.


Entradas populares de este blog

Ejercicio: tirada de dos cartas

La Rueda: regalo y desafío del 2017