Ir al contenido principal

Entradas

Consejo del oráculo de cristales

Si te ha resonado la lectura de La Torre y el Dos de Espadas, te entrego este consejo oracular para meditar con el cristal sugerido.
"La concordia hace crecer las pequeñas cosas, la discordia arruina las grandes"
Salustio
"Tenemos el poder para hacer de nuestro microcosmos un lugar propio, seguro e interdependiente. Redefiniéndonos podremos orientar mejor las decisiones que acompañen al crecimiento. Recuerda que envejecer es obligatorio pero crecer es opcional, esto exige no desperdiciar las oportunidades que aportan las posibilidades para el desarrollo individual y colectivo sin temor a enfrentarlas."

Para meditar con el Ojo de Gato: Es un cristal que aporta serenidad, paz y claridad mental. Ayuda a adquirir independencia emocional, a superar tiempos de crisis y a valerse por sí mismos, recuperando la identidad.

Oráculo Mística y Cristales, de Patricia Kachuk.
Entradas recientes

La Torre y el Dos de Espadas

Con su influencia marciana, La Torre derriba estructuras mentales. La casa de las creencias se derrumba para liberar una energía encerrada. La Torre invita a dejar caer lo que tenga que caerse, y nos sugiere que permitir esa destrucción, asumiendo la dura y cruda verdad, es lo único que podrá  elevarnos. Lo verdaderamente transformador. Esto es a lo que nos hemos resistido confrontar durante tanto tiempo. Pero las cosas son como son y esto es lo que hay: un final de ciclo postergado una y otra vez. Y ahora qué? Esta energía es fuerte y molesta, incómoda pero liberadora. Si la dejamos actuar, no vendrá sola. Junto con ella nos sobreviene la fuerza para soltar lo que ya nos hirió demasiado, lo que nos debilitó demasiado, lo que ya no queremos ser, o hacer, o donde ya no queremos estar. Nos ayuda a que ese escenario se transforme al fin para poder sintonizarnos con lo que somos Hoy. Ya no más lo que éramos.
“Sé que duele pero pido, aún así, elevarme por encima de los escombros de mi viej…

Tirada de Luna Nueva

Tirada de Luna Nueva con Tarot de Marsella.


Semilla: Reina de Bastos Esta carta me sugiere en este período una puesta a punto y aconseja tomar una actitud más confiada y segura. Muestra que hay un punto más visible de un trabajo que se viene haciendo pero  que puede necesitar afinarse. Como Reina de Bastos, esta semilla viene con la fuerza necesaria para que tomes tu lugar en tu vida y asumas tu Merecimiento.  Por otro lado, sospecha de todas tus supuestas ‘seguridades’, porque pueden ser una máscara. Más bien comprueba tu certeza, tu conexión impecable con la Fuente, que es lo que proporciona genuina Confianza y Seguridad. Esta semilla viene con fuerza, es creativa y sanadora. Comprendes que ya no hay necesidad de obtener permiso o aprobación externa, tu pelea es espiritual y contra tus propios demonios. Se dan las condiciones para que estés más activa, dinámica y creativa. De acuerdo a los escenarios nuevos que atraes en este periodo, puedes sentirte más expuesta. Aprovéchalo y dis…

Palabra es poder

“Callando es como se aprende a oír; oyendo es como se aprende a hablar; y luego, hablando se aprende a callar”. --Diógenes de Sìnope
Conocemos bien los refranes “Tenemos dos ojos y una boca para escuchar más y hablar menos”, “A buen entendedor pocas palabras bastan”, “Uno es dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras”. Estas frases nos recuerdan el valor de la prudencia, de saber callar, empequeñeciendo de alguna manera el valor de la palabra. Pienso que es cuando se valora la palabra en toda su ley, cuando se aprecian mucho más los silencios.
La palabra tiene fuerza. Puede golpearse y herirse con ella, pero también traen sanación, como lo atestiguan los curadores “de palabra” que han existido siempre, o las sesiones de Registros Akáshicos, o una lectura de Tarot cuando es aplicada para esos fines. Éstos son espacios colmados de palabras. 
La palabra tiene fuerza espiritual, no llega sola jamás. Hay Espíritu en una palabra, aunque no todos puedan percibirlo, y cuando ese Espíri…

Nueve de Oros

Una carta que nos habla de riqueza espiritual, alguien bien parado ante el mundo. Se ha movido y ha llegado lejos. Está en armonía con su paisaje. Posee Impecabilidad y Certeza que la conecta con su sabiduría chamánica. Es una persona esencialmente generosa pero también agradecida, comprende el mecanismo de que para recibir hay que dar algo a cambio. Ha trabajado duro por lo que tiene, por lo cual se valora y se respeta.
Como afirmación, parafraseando a la Abuela Margarita, el Nueve de Oros nos dice “Cuando quiero algo, me lo doy a mi misma”.

Lo que hoy me dice La Justicia

Justicia: Balance, el Aquí y Ahora, la Ley del Presente.
La culpa crea victimismo y nos instala en un eterno bucle llamado Pasado. En cambio, lo que se asume como responsabilidad brinda poder y energía. A cada acción le corresponde una reacción, es la ley neutral que impone La Justicia. No es ni fría ni amorosa, pero es lo que trae Orden, simplemente. “Me hago cargo” es una afirmación que nos oxigena y nos sitúa en el momento Presente como algo necesario y prudente. Nos permite encontrar las respuestas, nos muestra la salida, nos empodera..
Junto con esta reflexión inspirada en La Justicia, te comparto un texto de Jeff Foster para que meditemos juntos. Confiemos en que las palabras, una vez integradas, se transformen en intenciones y éstas en acciones. Porque todo se trata del HOY <3
“Hiciste lo mejor que pudiste. Hiciste todo lo que podías haber hecho. No tenías otra opción. Teniendo en cuenta lo que creías en ese momento, los poderosos o sutiles sentimientos que se movían en ti, …

"Ese montón de espejos rotos"

"Somos nuestra memoria, somos ese quimérico museo de formas inconstantes, ese montón de espejos rotos."  Jorge Luis Borges

Qué necesito recordar hoy?

Influencia interna: Siete de Espadas Influencia externa: Cinco de Copas Síntesis: El Colgado
Un proceso complicado de observar es la creencia de que “el afuera”es algo que obra como un enemigo del que hay que protegerse. Al creer esto, provocamos en nosotros un mecanismo que nos cierra. La amenaza puede ser real, pero también puede ser ilusoria. Y si es así, nos sometemos tristemente al ostracismo creyendo que así nos preservamos de todo peligro. ¿Dónde está el peligro? Lo llevamos adonde sea que vayamos, porque está en una creencia. Hay un refrán que refuerza esta creencia: “Piensa mal y acertarás”. Así es como nos acostumbramos al estatus de víctima de las situaciones y del entorno. ¿Es esto la realidad? O es un mecanismo con el que justificamos el no actuar, o para no tomar riesgos? Evitando el dolor a toda costa nos privamo…